SÁNCHEZ, EL MENTIROSO, DEBE DIMITIR

El escandaloso comportamiento de su esposa se completó con una bochornosa mentira reiterada que le obliga a marcharse sin dilación

Sánchez lleva mintiendo desde que se metió en política: “Con Bildu no vamos a pactar”; “Con Podemos en el Gobierno no dormiría por la noche”; “No voy a permitir que la gobernabilidad de España descanse en partidos independentistas”; “Me comprometo, hoy y aquí, a traer a Puigdemont a España y que rinda cuentas ante la justicia española”

 

La condición procesal de la esposa del presidente, Begoña Sánchez, es el de investigada desde el mismo día en que el juez abrió diligencias previas sobre la denuncia. La investigaba ya, sin esperar a que la UCO le informara de si había o no había indicios; la investiga por tráfico de influencias y corrupción en los negocios; y le comunicó el 22 de abril que ésa era su situación legal: investigada. Aunque, en rigor, aún no le impute nada. Pero esto de investigada viene a ser como estar denunciada y a la espera de que el juez decida si le imputa algún delito y con qué base.

 

Hay un debate jurídico y terminológico fruto de la reforma de la ley de 2015 pues antes a quien era objeto de una investigación judicial se le llamaba imputado. Y los partidos políticos estaban deseando que un juez imputara a sus rivales para exigirles que se aplicaran la doctrina(injusta doctrina) de que el imputado tiene que irse a su casa y así los partidos políticos estaban deseando que u

...

¿Te ha gustado este artículo?

5/5 - (3 votos)

Recibe todas las mañanas en tu buzón todos las novedades jurídicas

Área de interes

Encuentra tu abogado

Especialidades